Elija su Perspectiva

Donde no hay visión, el pueblo se desenfrena. Proverbios 29:18 (LBLA)

Todos tienen una perspectiva predominante en la vida. Algunos se ven triunfando y disfrutando de la vida. Como todos nosotros, ellos tienen aspectos de su vida que no les gustan, pero se niegan a concentrarse en ellos. En cambio, ven el lado positivo – el potencial que tienen para ayudar a otros y hacer que su día sea más brillante.

Otros tienen la visión de que todos quieren perjudicarlo y que nada puede salir bien. La ley de Murphy resume su visión. Se centran en las molestias y las frustraciones hasta que sus problemas parecen agrandarse y adueñarse de cualquier disfrute que alguna vez tuvieron.

Dos cosas pueden sabotear su perspectiva:

1. Usted mismo: El diálogo interno negativo y crítico sabotea su oportunidad de ver lo positivo. Para seguir siendo positivo, usted no tiene que cerrar los ojos a los problemas; solo piense en las soluciones.

2. Otros: Algunos siembran semillas de cinismo en su mente, lo que les hace dudar de sus habilidades y perder la noción del panorama general. Satanás hizo que Adán y Eva desobedecieran a Dios simplemente plantando una semilla en sus mentes: “¿Dios realmente dijo?” (Génesis 3:1). En lugar de trabajar constantemente para reemplazar la negatividad plantada por otros, enfréntese o sepárese de aquellos que lo contagian de negatividad.

¿Cómo puede usted tener una gran perspectiva de la vida? Aproveche la visión de Dios. La visión de Dios para usted es edificante y excelente. A medida que usted estudia Su Palabra y descubre el tipo de vida que Él dice que usted puede tener, su perspectiva no puede dejar de ser positiva. ¡La vida es una aventura emocionante cuando usted la vive por Su causa!