New Instructions For A New You

Leon Fontaine Devoted

Therefore let us cast off the works of darkness, and let us put on the

armor of light. …put on the Lord Jesus Christ, and make no provision

for the flesh, to fulfill its lusts. Roman 13:12,14 (NKJV)

 

As believers, we have the power to cast off and put on.

We can cast off selfishness and self-destructiveness and put on love, joy, peace, patience, kindness, goodness, faithfulness, gentleness and self-control. But it’s not by sheer willpower. It’s by renewing our minds in God’s Word.

Even after giving our lives to Christ, we’re still going to have old desires, struggles and limiting beliefs to deal with. These are part of our old

nature, which was crucified with Christ the moment we gave our lives to him. The trouble is, our minds need to catch up with this change.

Our minds still operate as though we have that old nature, even though we’ve been made new and we don’t have to put up with old hang-ups! But we need to reprogram our minds with new software—the truth about the new nature we have in Christ.

How do we do that? By embracing what God’s Word teaches! Now, it’s not enough to just read the Bible for information. For the rest of our lives, we need to keep meditating on it to realize where we have faulty thinking. That way we’re putting off the old thinking (realizing it’s false) and we’re putting on the new (realizing the truth).

The truth is you are no longer a slave to sin or fear. You’re a child of

God (Galatians 4:7). You get to live as Jesus is in this world (1 John 4:17), with his power, authority and provision. Every time you read truths like that, read them out loud and say, “This is me!”

Nuevas Instrucciones Para Un Nuevo Usted

Leon Fontaine Devoto 0 Comments

Por lo tanto, dejemos de lado las obras de las tinieblas, y pongámonos la armadura de la luz. … Más bien revístanse ustedes del Señor Jesucristo, y no se preocupen por satisfacer los deseos de la naturaleza pecaminosa. Romanos 13:12,14 (NKJV)

 

Como creyentes, tenemos el poder de quitarnos y ponernos.

Podemos deshacernos del egoísmo y de la autodestrucción y ponernos el amor, la alegría, la paz, la paciencia, la bondad, la fidelidad, la mansedumbre y el autocontrol. Pero no es por pura voluntad. Es renovando nuestras mentes en la Palabra de Dios.

Incluso después de dar nuestras vidas a Cristo, todavía vamos a tener viejos deseos, luchas y creencias limitantes que enfrentar. Estas son parte de nuestra vieja naturaleza, que fue crucificada con Cristo en el momento en que le dimos nuestras vidas. El problema es que nuestra mente necesita ponerse al día con este cambio.

Nuestras mentes todavía funcionan como si tuviéramos esa vieja naturaleza, aunque hemos sido hechos nuevos y ¡no tenemos que soportar viejos complejos! Pero necesitamos reprogramar nuestras mentes con un nuevo software, la verdad sobre la nueva naturaleza que tenemos en Cristo.

¿Cómo logramos esto? ¡Abrazando lo que la Palabra de Dios enseña! Ahora, no basta con leer la Biblia para obtener información. Por el resto de nuestras vidas, necesitamos seguir meditando en ella para darnos cuenta de dónde tenemos un pensamiento defectuoso. De esa manera estamos transformando el viejo pensamiento (dándonos cuenta de que es falso) y estamos poniendo uno nuevo (dándonos cuenta de la verdad).

La verdad es que usted ya no es esclavo del pecado o del miedo. Usted es un hijo de Dios (Gálatas 4:7). Usted llega a este mundo a vivir como Jesús vivió (1 Juan 4:17), con su poder, autoridad y provisión. Cada vez que usted lee verdades como esta, hágalo en voz alta y diga: “¡Este soy yo!”

La Verdad De Quien Es Usted Realmente

Leon Fontaine Devoto 0 Comments

Por tanto, hermanos, tomando en cuenta la misericordia de Dios, les ruego que cada uno de ustedes, en adoración espiritual, ofrezca su cuerpo como sacrificio vivo, santo y agradable a Dios. Romanos 12:1 (NKJV)

 

¿En qué áreas de la vida cree usted que está limitado?

Como creyentes, tenemos poder y capacidad ilimitados para cambiar y crecer. No estamos atrapados en ningún área de la vida, pero para sacar nuestro potencial en Cristo, necesitamos quitarnos viejas creencias y ponernos una nueva forma de pensar que esté basada en lo que la Palabra de Dios dice acerca de nosotros.

Nosotros podemos tener todo lo que la Biblia promete y podemos alinear nuestra conducta con la nueva creación que la Biblia dice que somos, entrenando nuestras mentes. La Palabra de Dios es un manual que le muestra quién es usted ahora como creyente. Y cuanto más descubra sobre quién es, más estará capacitado para caminar en esa verdad.

Cada vez que usted descubre una promesa en la Palabra de Dios acerca de quién es usted o lo que puede tener, reclame esas nuevas instrucciones de operación como suyas y comience a actuar sobre ellas. Al hacerlo, la Biblia dice que usted está presentando su cuerpo como un sacrificio vivo. La palabra “sacrificio” implica dificultad, pero el versículo de hoy dice que es agradable a Dios. En otras palabras, es alcanzable. No es excesivo ni extremo. De hecho, estamos capacitados para hacerlo.

¿Qué significa presentar su cuerpo como sacrificio vivo? Se trata de controlar los deseos corporales: sus hábitos, ira, lujuria y cualquier otra cosa negativa que su carne desee. Como creyentes, nacemos de nuevo. Tenemos una nueva naturaleza. Y cuanto más nos demos cuenta de esto, más estaremos facultados para tomar decisiones que se alinean con esa nueva naturaleza, la naturaleza de Dios.

The Truth Of Who You Really Are

Leon Fontaine Devoted

I beseech you therefore, brethren, by the mercies of God, that you

present your bodies a living sacrifice, holy, acceptable to God, which is your reasonable service. Romans 12:1 (NKJV)

 

In what areas of life do you believe you are limited?

As believers, we have limitless power and ability to change and grow. We are not stuck in any area of life, but to live out our potential in Christ, we need to put off old beliefs and put on a new way of thinking that’s based on what God’s Word says about us.

You see, we can have everything the Bible promises and we can align our behaviour with the new creation the Bible says we are by retraining our minds. The Word of God is a manual that is showing you who you are now as a believer. And the more you discover about who are, the more you’ll be empowered to walk in that truth.

Every time you discover a promise in God’s Word about who you are or what you can have, claim those new operating instructions as your own and start acting on them. As you do, the Bible says you’re presenting your body as a living sacrifice. The word “sacrifice” implies difficult, but today’s verse says that it’s our reasonable service. In other words, it’s achievable. It’s not excessive or extreme. In fact, we’re empowered to do it.

What does it mean to present your body as a living sacrifice? It’s about controlling bodily desires—your habits, anger, lust and any other negative thing your flesh wants. As believers, we are born-again. We have a new nature. And the more we realize it, the more we’re empowered to make choices that line up with that new nature—the nature of God.

Sin Límites

Leon Fontaine Devoto 0 Comments

Su poder divino, al darnos el conocimiento de aquel que nos llamó por su propia gloria y excelencia, nos ha concedido todas las cosas que necesitamos para vivir como Dios manda. Así Dios nos ha entregado sus preciosas y magníficas promesas. 2 Pedro 1:3-4 (NKJV)

 

No hay límite sobre el poder que los creyentes tienen en Cristo para cambiar y crecer, pero tenemos un enemigo que no quiere que nos demos cuenta de lo ilimitados que somos. Echemos un vistazo de cómo Satanás trata de detener el desarrollo de nuestro potencial usando una táctica que utilizó justo desde el Jardín del Edén.

Cuando Adán y Eva estaban en el jardín, no les faltaba nada. Vivían sin temor, enfermedad o dolor, tenían un propósito en sus vidas y estaban en comunión con Dios todos los días. Entonces, ¿cómo tentar a alguien que lo tiene todo? Usted los convence de que están perdiendo algo. Satanás convenció a Eva de que si desobedecía a Dios comiendo el fruto prohibido, ganaría lo que le faltaba: finalmente sería como Dios (lo cual, de hecho, ya lo era porque fue hecha a su imagen).

Las tácticas de Satanás no son diferentes hoy en día. Todavía él trata de convencernos de lo que nos falta, no quiere que nos demos cuenta de que lo tenemos todo en Cristo.

Ya hemos recibido todas las cosas que pertenecen a la vida y a la piedad. Tenemos el poder de amar moralmente, de vivir con alegría y paz, salud y prosperidad, y estar libres del pecado. Tenemos lo que se necesita y las promesas de Dios ya son nuestras. No nos falta nada; ¡A lo que tenemos acceso en Cristo es ilimitado!

¡En los próximos días vamos a seguir hablando de esto para que podamos darnos cuenta de lo ilimitadas que son las promesas y provisiones de Dios para nuestras vidas!